Volver a la realidad y enfrentar la depresión post-vacacional

Es algo muy habitual cuando te empiezas a sentir como en casa, conoces las cosas y sabes como moverte por allí toca marcharse. En nuestro último día nos atrevimos incluso con el transporte público que hasta entonces no lo habíamos usado porque el taxi es muy barato y porque durante un tiempo tuvimos el coche.

Estos curiosos autobuses de colores tenían paradas que no estaban señaladas ni por un cartelito, a ciertas horas iban abarrotados de gente. Y una parte de camino la hicimos con la puerta abierta, si a esto le sumas la peculiar manera de conducir y que una chica llevaba maletas no os podéis imaginar lo curioso de la situación. La chica no le daba ningún miedo de que la maleta se cayera por la puerta con el bus en marcha, estaba mas preocupada yo que ella jijiji.

20150930_190200

Nuestro destino era la estación de autobuses que estaba muy lejos de nuestro hotel para ir andando. Queríamos averiguar como ir al día siguiente al aeropuerto y nuestra sorpresa fue que nos dijeron que era imposible comprar billetes por adelantado. Como ya dije en el post de Estambul la compañia Havas es la que hace los transportes desde los aeropuertos a las principales ciudades del país.

20150930_183746  20150930_190218 20150930_185125 20150930_184710

Y ahora toca volver a Londres, cambiaremos el zumo natural por el cafe de Starbuck, los kebaps por precocinados, la falta de prisas y planificación por el ajetreo en el metro y la rutina diaria. Y para combatir la depresión post vacacional que mejor que recordarlo todo escribiendo y empezar a planear la siguiente escapada.

20151001_125220

Hasta pronto Turquía, esperamos que todo te vaya bien y que las ideas radicales no ensucien y estropeen tu bonito paisaje y el encanto de tus gentes. La mejor cura para esta depresión es empezar a planear el siguiente.



Booking.com

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*