Balos Beach (recapitulación)

Este es un viaje que hice con unos amigos en Abril del 2013. Durante nuestro viaje visitamos Roma, Atenas y Creta. Nuestro objetivo era visitar a una amigo que estaba de erasmus en Creta y nuestro cuartel operativo fue Heraklion que era donde el vivía. En una de nuestras escapadas alquilamos un coche y nos fuimos a visitar una de las playas mas bonitas que he visto jamás.

La ciudad más cercana a la que se puede llegar por carretera es Trachilos donde se acaba la carretera y empieza el camino de tierra. Desde allí hasta la playa es un viaje precioso porque todo el tiempo ves el mar muy cerquita de ti. Hay que tener cuidado y usar un jeep como hicimos nosotros o un coche que sea bueno para andar por el campo. El recorrido son unos 10km pero a la mitad del camino este empieza a complicarse y si no es un coche preparado para esas circunstancias se te puede quedar allí pinchado. Nosotros vimos como alguno tenia que dejar el coche y seguir andando.

DSCN3444 DSCN3452

883949_10151601479180420_89658201_o DSCN3531

Al final del camino hay una gran explanada donde puedes aparcar el coche. He leído que hay que pagar un euro, pero creo que cuando nosotros fuimos no pagamos nada. Después comienza un camino de un 1km aproximadamente hasta llegar a la playa. La subida es un poco dura pero todo se te olvida cuando empiezas a bajar y ves la panorámica de la playa. Tuvimos la sensación de llegar al paraíso. Es imposible no pararse a disfrutar de su arena blanca y sus aguas turquesas desde ese mirador natural. Ademas asombra el no ver rastro “civilización” a tu alrededor, ningún edificio, bar, restaurante, chiringuito solo gente disfrutando de la naturaleza. Nosotros tuvimos la suerte de que al no ser temporada alta no había mucha gente y se respiraba paz y tranquilidad. En verano quizás es un poco agobiante porque los cruceros desembarcan en esta zona.

 

69092_4644354022388_1391071662_n  DSCN3481

DSCN3489   DSCN3518  DSCN3457

Todo el lugar es espacio protegido y por eso no hay baños públicos ni ningún tipo de restaurante o chiringuito así que hay que ir bien preparado para cuando el sol aprieta porque si queréis comprar algo tendréis que volver a caminar ese kilómetro para llegar al bar que esta al lado del aparcamiento y ademas cuando nosotros fuimos estaba cerrado.

Un lugar paradisíaco que merece mucho la pena visitar aunque tengas que hacer un largo camino desde la otra punta de la isla.

DSCN3488 DSCN3480

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*